Viernes, 25 Abr 2014
-> Inicio Proyectos y Alianzas Proyectos de Investigacion Tesis Institucionales de México La Función del Trabajador Social en un Hospital
Banner
Banner

Síguenos

Banner

Apoyo a Migrantes

Encuesta CONAFE y USN

Ejércitos para hacer realidad el derecho a la educación CONAFE Y USN.

Encuesta

¿Encontraste todos los libros en la biblioteca digital?
 

Programa de fortalecimiento

y profesionalización para las

OSC (INDESOL-PCS)

Calendario de Teleconferencias    Inscripción gratis

Acceso



La Función del Trabajador Social en un Hospital PDF Imprimir E-mail
Escrito por Tuomo Jaziel Cortés Sánchez   
Miércoles, 18 de Noviembre de 2009 02:05

Empezaré por decir que el surgimiento del Trabajo Social es un hecho reciente, su profesionalización se da en nuestro país hace aproximadamente medio siglo.

 

 

UNIVERSIDAD SENTIMIENTOS DE LA NACIÒN

 

Recuperación de la Experiencia Profesional

PARA OBTENER EL TÍTULO DE:

LICENCIADA EN TRABAJO SOCIAL

PRESENTA LA ALUMNA:

María Cristina Bello Hernández

GENERACIÓN 2003 – 2005

Chilpancingo, Gro. Marzo del 2006.

I N D I C E

PRESENTACIÓN........................................................ 3

TRABAJO SOCIAL

EN EL AREA HOSPITALARIA .................................. 5

LA TRABAJADORA SOCIAL……………........…….. 8

MARCO NORMATIVO............................................... 14

ACTIVIDADES............................................................ 15

LOGROS………………………………………………..20

PRESENTACIÓN

Empezaré por decir que el surgimiento del Trabajo Social es un hecho reciente, su profesionalización se da en nuestro país hace aproximadamente medio siglo; estos años han sido de lucha en la práctica profesional por legalizar un espacio social, cambiar las contradicciones generadas entre la visión caritativa y filantrópica que se tiene y de su asistencialismo, por una concepción científica, éticamente comprometida, que permita ofrecer y rescatar en el hombre el derecho al goce de una vida digna. Por dicha razón Trabajo Social tiene sus orígenes en las obras de ayuda que los conquistadores y misioneros católicos realizaban en beneficio de los indios.

Un punto de interés lo ha representado la conceptualización del Trabajo Social, por ello, se estimó conveniente hacer una reflexión en torno a ella, sus funciones básicas y sus áreas de intervención: tradicionales y potenciales, así mismo el presentar un marco ético referido a rescatar “el deber ser” del profesional, así como a señalar la influencia de las corrientes filosóficas en diversos momentos de la historia de la disciplina de la Ciencias Sociales.

Por la razón anterior el trabajador social forma parte importante del equipo de trabajo de la Secretaría de Salud, ya que esta profesión fue creada precisamente para ayudar a la población más desamparada económica y socialmente, por lo tanto es el enlace entre la Institución y la población.

Dentro de todas sus áreas de intervención la profesión que tiene más influencia en la carrera de Trabajo Social, es la medicina, ya que ambos tienen un objetivo en común; que es prevenir y curar las enfermedades de origen físico y de orden social. Por eso se dice que el médico es para el organismo humano y el Trabajador Social se auxilia de ella para aliviar a la sociedad de los problemas que la aquejan.

El Hospital General de Chilapa de Álvarez, se encuentra localizado de acuerdo al área geográfica en la montaña baja del Estado de Guerrero. Se atiende a población abierta de los municipios de Chilapa, Zitlala, Atlixtac, Mártir de Cuilapan, Ahuacuotzingo, Quechultenango, Tlapa, Tixtla, Olinala, así como también a beneficiarios del IMSS e ISSSTE.

El Hospital General da atención de servicio de Urgencias, Consulta Externa, Hospitalización y cuenta con los servicios de especialidades como los son: Pediatría, Medicina Interna, Ginecología, cirugía, traumatología, también contamos con Laboratorios, Rayos “X” y Ultrasonido.

TRABAJO SOCIAL EN EL AREA HOSPITALARIA

Salud y Trabajo Social:

Dentro del campo del Trabajo Social, en relación con la salud, y en especial desde la práctica, se reproducen en parte las discusiones actuales acerca de los modelos de intervención en salud. Por un lado existe una puja entre dos concepciones; una podríamos denominarla sectorial y a la otra integral. La primera, plantea su accionar especialmente o específicamente dentro del campo de la salud, es decir, secundariza las problemáticas de tipo social o estructural que conforman desde nuestro punto de vista la totalidad de la cuestión sanitaria. La segunda, justamente, plantea lo opuesto, o sea, entiende a la salud como emergente de la cuestión social, tanto en las lecturas desde lo teórico como en la práctica. Así esta aproximación a lo social, atendiendo a la consulta; la aparición de la enfermedad o la expresión comunitaria de problemas de salud, como emergentes de una situación mucho más compleja, que debe ser estudiada, analizada y abordada de manera integral.

Los Niveles de Atención en Salud y la Intervención del Trabajo Social

Desde sus orígenes el Trabajo Social se construye interviniendo en forma relevante dentro del campo de la salud. La inserción del Trabajo Social en este campo abarca Tres niveles de Atención.

1er Nivel

Se conoce tradicionalmente como primer nivel de atención aquel destinado a cumplir con las funciones de prevención y promoción de la salud. Estas actividades se llevan adelante en los denominados: Centros de Salud, Unidades Sanitarias, Centros Periféricos, Salas de Primeros Auxilios, Dispensarios, etc.

La Intervención del Trabajo Social generalmente se da dentro de equipos interdisciplinarios, en acciones de salud definidas, especialmente dentro de los “programas de salud materno infantil”, los mismos tienen como ejes principales el control del embarazo, parto y puerperio, el control del niño sano, asistencia alimentaria, vacunación , acciones de seguimiento de niños desnutridos, etc.

En la actualidad el impacto de la nueva cuestión social, muestra una serie de nuevas demandas que se expresan en el Primer Nivel de atención, las mismas son variadas y van desde la violencia urbana, las adicciones o los nuevos padecimientos sociales.

La intervención del Trabajo Social en este campo se lleva adelante a través de entrevistas, trabajos grupales y se singulariza en el trabajo comunitario.

2do Nivel

Clásicamente se denomina segundo nivel de atención en salud a la asistencia en Hospitales Generales. Allí desde el Servicio Social, la Intervención del Trabajo Social se vincula con las problemáticas de pacientes internados o que concurren a consultar al hospital. En algunos servicios se trabaja dentro de programas específicos como: maternidad adolescente, infección por HIV, Tuberculosis, o desde los diferentes servicios que existen dentro de cada hospital.

En general se trata de articular la relación entre el segundo y el primer nivel de atención en lo que se denomina referencia y contra referencia, dentro de un área definida que generalmente es llamada Programática, coordinando con el Centro de Salud acciones de diversa índole como por ejemplo, la realización de estudios complementarios.

3er Nivel

El tercer nivel de atención se ubica en Hospitales Especializados (por ejemplo: Hospital de Niños, Hospitales Psiquiátricos, de Quemado, de Ojos, etc.) donde la tarea del Servicio Social se relaciona con problemáticas de salud específicas.

Allí de determinan campos de Intervención donde el Trabajo Social se singulariza dentro de la misma obteniendo un alto nivel de especificidad.

FUNCIONES GENERALES DE LAS TRABAJADORAS SOCIALES DE HOSPITALES.

* Elaborar programa anual de trabajo.

* Hacer plan semanal de trabajo.

* Establecer y mantener coordinación interna y externa.

* Impartir pláticas educativas principalmente a grupos organizados.

* Promover la transmisión de mensajes de orientación, información y de educación para la salud.

* Formación y manejo de grupos.

* Realizar estudios de clasificación socio-económica.

* Atender los casos que ameriten su intervención.

* Participar en sesiones de discusión de casos clínicos.

* Realizar visitas domiciliarias.

* Colaborar en los estudios epidemiológicos que se efectúen en la unidad.

LA TRABAJADORA SOCIAL

Manejo el título de trabajadora social porque en el hospital general de Chilapa de Álvarez el servicio de trabajo social se encuentra formado sólo por el sexo femenino.

La trabajadora social se identifica como la parte noble de la Secretaría de Salud porque da las alternativas de solución a todo el individuo que demanda su servicio en este caso, el paciente por lo tanto definiré a Trabajo Social como la disciplina de las Ciencias Sociales que metodológicamente se encarga de estudiar la situación o problema social ofreciendo a estos la mejor resolución posible.

En su libro Manual De Trabajo Social Paula Alegría “comenta que al hacer referencia a las personas que ejercen el Trabajo Social, se ha empleado la forma femenina, no porque sea una actividad vedada para los hombres, sino partiendo de la situación que de hecho existe en México, de que las escuelas de Trabajo Social cuentan con un alumnado constituido íntegramente por mujeres. De la misma manera está formado el personal respectivo de las instituciones donde se realiza Trabajo Social. En otros países existen trabajadores sociales y algunas escuelas cuentan con alumnos, pero en ambos casos su proporción es tan reducida, que permite llegar a la conclusión de que el Trabajo Social es una profesión esencialmente femenina”[1]

Pienso que este hecho se debió a que era una actividad ejercida voluntariamente y es mayor el número de mujeres que el de hombres que se encuentran en situación que les permita desempeñar un trabajo sin retribución; pero ahora que se han desarrollado todas las características que lo acreditan como profesión, se ha puesto de relieve que la psicología y la función social de la mujer, coinciden más que las del hombre con los procedimientos y fines del Trabajo Social, lo cual no significa que las escuelas mexicanas dedicadas a esta carrera tengan el firme propósito de seguir siendo escuelas para mujeres. No hay ninguna disposición especial que prohíba el ingreso de los hombres en ellas y probablemente algunos acudirán atraídos por la perspectiva que ofrece el ejercicio de la profesión citada, de hacer por obligación lo que muchos quisieran hacer por inclinación natural, esto es, ayudar a sus semejantes a vivir una vida mejor.

Dos condiciones son fundamentales para ejercer la profesión del Trabajo Social: en primer lugar la vocación o sea la auténtica disposición para realizar las labores que conciernen a esta actividad humana y en segundo lugar, adquirir los conocimientos teóricos y prácticos, que permitan la comprensión de las situaciones, de los problemas y de los individuos afectados por ellos, ya sea en forma aislada o en conjunto, así como la aplicación de las técnicas dentro de la complejidad de las circunstancias que en cada caso se combinan de diferente manera dando un resultado distinto, además de que requiere resoluciones especiales.

No puede atribuírsele a ninguna de las dos características señaladas mayor importancia a una sobre la otra; ambas se complementan y su simultaneidad es indispensable para desempeñar el Trabajo Social con resultados positivos. Es imposible abordar con éxito los problemas humanos sólo desde el punto de vista frío y más o menos exacto de la preparación científica; pero también lo es el afán de llegar a ellos simplemente con un gran acopio de buena voluntad, surgida de una sensibilidad capaz de captar los dolores y las dificultades que afectan a la vida de los otros. La trabajadora social no puede ser ni exclusivamente una investigadora científica para quien lo más importante sea el estudio de los fenómenos y su significación estadística, ni tampoco un apóstol del sentimentalismo que pretenda lograr reivindicaciones sociales, basándose en los nobles dictados de su corazón. Debe ser una síntesis inteligente de ambos, su sensibilidad debe ser racional y sus razonamientos deben estar sujetos a su más alto sentido de comprensión y solidaridad humanas.

Esas dos condiciones previas, fundamentales, determinan la función de la trabajadora social como un acercamiento a los problemas de los individuos, de los grupos y de la comunidad, con capacidad suficiente para valorarlos en su significación exacta y para orientarlos hacia las metas más accesibles de su resolución. La trabajadora social no es un elemento que por si mismo resuelve los problemas de manera directa, sino un medio de coordinación y de estímulo. Este concepto, con todo y ser absolutamente claro y estar comprobado en forma constante por la práctica, no ha logrado obtener la aceptación general, porque se considera demasiado modesto para abarcar actividades cuya importancia es, ya en sí indiscutible.

En el campo de los servicios médicos, puede citarse el caso de un hospital establecido para cubrir las necesidades de una comunidad en uno de los aspectos básicos del bienestar de sus miembros. Dicho hospital puede estar dotado de su cuerpo de médicos y enfermeras y con el equipo indispensable para su labor y, sin embargo, no alcanzará con sus beneficios sino a una parte de quienes se encuentran en necesidad de recibirlos. Tal hecho se debe a que el personal citado tiene que permanecer en el hospital para atender a las personas que acudan a él por su propia voluntad y a la falta de un elemento coordinador que pueda visitar los hogares y hacer en cada uno de ellos una labor de propaganda y de convencimiento. La trabajadora social encargada de esta función, no resolvería por ella misma el problema de ningún individuo que necesite atención médica, sino que desarrollará una función coordinadora que no es por eso menos importante que la que en última instancia haría variar positivamente las circunstancias que afectan al paciente.

Sería injusto no mencionar que con frecuencia los médicos, las enfermeras y los maestros se dedican a realizar esa importante obra que tiende a cumplir el principio del mayor beneficio para el mayor número; pero hay que reconocer que entonces estos profesionistas están realizando Trabajo Social y que se ven obligados a hacerlo por la falta de elementos especialmente preparados que cooperen con ellos en esa labor indispensable de coordinación que está fuera de las obligaciones de su profesión y completamente dentro de otra, cuyos servicios actuales son positivos y satisfactorios en cuanto a su calidad, pero no todavía por lo que se refiere a su cantidad.

Esta circunstancia, que abre la más amplia perspectiva al Trabajo Social, aporta un argumento más a favor del concepto de coordinación con el que se han definido sus funciones, porque si tuviera a su cargo la resolución de una índole especial de problemas, su campo de acción tendería a reducirse, a medida que su intervención fuera resolviendo dichos problemas. Más en realidad tiende a extenderse en proporción directa con los esfuerzos constantes que todo país progresista realiza para brindar a sus respectivos pueblos en general y a cada uno de sus ciudadanos en particular, las oportunidades que establezcan un equilibrio junto entre sus obligaciones y sus derechos.

Así como en otras profesiones los que las desempeñan han alcanzado su propia posición por la obra que realizan, la trabajadora social puede definirse como el puente sensible que se tiende entre los individuos con necesidades no satisfechas y los elementos satisfactores de esas necesidades. Sin embargo tal posición tiene sólo un valor transitorio y parcial porque se refiere a las funciones actuales de la trabajadora social, que en el futuro serán parte integrante de un programa más amplio.

El Trabajo Social en sus principios estuvo íntimamente vinculado con el mejoramiento de las condiciones generales de la vida humana. Los primeros trabajadores sociales fueron verdaderos reformadores de la sociedad, pero como resultado de las conquistas logradas, su labor comenzó a separarse en instituciones y se concentró en los problemas de los casos dejando una mínima parte dedicada a la acción social. Ahora está entrando en un nuevo período que le permitirá completar el círculo de su trayectoria, volviendo al punto de partida con mejor preparación y mayor experiencia.

La creciente aceptación del hecho de que los factores económicos y sociales son la base de la mayor parte de los problemas individuales y de grupo, impone un cambio en el Trabajo Social. Durante largo tiempo se hizo hincapié en la conveniencia de tener en cuenta la personalidad completa del individuo en relación con el conjunto social, pero no se prestó atención a los factores impersonales, a las relaciones de este tipo entre el individuo y el orden social y económico existente, y no se llevó a cabo ningún esfuerzo para adaptar las teorías y prácticas del trabajo social a los cambios de las condiciones generales de vida. Los últimos acontecimientos mundiales, provocadores de una depresión muy intensa y como consecuencia, de un aumento considerable del número de necesitados, han hecho crecer la responsabilidad de esta profesión y la han enfrentado con las modificaciones sufridas por la sociedad. Ahora se impone la necesidad de colocar en primer plano a la organización social.

La experiencia de la trabajadora social es una rica mina de información para la obra de mejoramiento colectivo. Ella palpa los resultados de la falta de trabajo, de los salarios bajos y, en general, aparecía todas las formas concretas en que los defectos de la organización se reflejan en las condiciones de la vida individual; pero, además, es necesario fijar la filosofía que debe servir de base de sustentación a las técnicas aplicadas a los principales problemas de la actualidad. No puede desconocerse por más tiempo que tanto los individuos como los grupos están a merced de las grandes fuerzas que dominan al mundo y que por lo tanto la acción social tiene que volver a constituir la parte más importante del programa de Trabaja Social. Del período de búsqueda de causas en cada caso personal, habrá que pasar a la investigación de las causas en el sistema social para iniciar una labor cuyos resultados tiendan a ser definitivos.

Dentro del nuevo programa, cada cliente deberá ser considerado no solamente como un individuo, sino como parte íntegramente de la vida colectiva y, cada caso, como medio de aumentar la comprensión del ambiente social y con ello la posibilidad de luchar en forma efectiva a favor de cambios sociales que permitan el establecimiento de un nivel de vida aceptable, la generalización de los derechos de seguridad social y la obtención de todos los beneficios que deben disfrutarse dentro de una sociedad bien constituida. La efectividad de los resultados dependerá principalmente de lo que el Trabajo Social pueda hacer en el campo de la prevención.

Esta perspectiva inmediata permite modificar la definición actual de la trabajadora social, quien seguirá siendo el medio coordinador entre los necesitados y los elementos satisfactores, pero al mismo tiempo será un agente activo dentro de la obra preventiva y una luchadora consciente en el campo de la acción social.

MARCO NORMATIVO

El derecho a la protección de la salud lo establece el Artículo 4º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Así mismo la Ley General de Salud en su Artículo 26 establece que para la organización y administración de los servicios de salud, se definirán criterios de distribución de universos de usuarios, regionalización y escalonamiento de los servicios, así como de universalización de cobertura.

Trabajo Social dentro de la Secretaría de Salud, se rige bajo un manual de procedimientos para hospitales generales; donde se definen las funciones y actividades básicas a realizar por el trabajador social en los servicios de atención al paciente: urgencias, hospitalización y consulta externa.

También se cuenta con el manual de procedimientos del programa de referencia y contrarreferencia; su objetivo es canalizar al paciente cuando requiere otro nivel de atención así como darle continuidad a su tratamiento hasta que este concluya.

ACTIVIDADES DE TRABAJO SOCIAL

De todos los servicios que comprende trabajo social en un hospital general, mencionaré las actividades que se realizan en cada uno de ellos. Con lo que respecta a mi persona, tengo asignado laborar en el departamento de urgencias, en el que desempeño las siguientes actividades.

SERVICIO DE URGENCIAS:

A este servicio llega un 99% de los usuarios, a quiénes canalizo al área que corresponda para dar mayor afluencia a las demandas y a los que requieran verdaderamente el servicio de urgencias brindarles una mejor atención.

* Registrar ingresos de pacientes.

* Pasar visita médica.

* Detectar la problemática de los pacientes.

* Detectar a los pacientes de alta vigente.

* Registrar las actividades en la hoja diaria.

* Proporcionar información de pacientes hospitalizados y del área de urgencias.

* Ofertar oportunidades perdidas y supervisar que se realicen en los servicios correspondientes.

* Elaborar constancias de asistencia medica.

* Elaborar exentos y cartas responsivas en casos especiales.

* Elaborar estudios socioeconómicos de los pacientes de ingreso.

* Registrar y archivar las referencias y contrarreferencias.

* Gestionar, tramitar y reclasificar descuentos en los pagos de los pacientes que están de alta vigentes.

* Realizar llamadas para los estudios especiales que se realizan fuera de la unidad hospitalaria.

* Gestionar los traslados de referencia a otra unidad.

* Gestionar los tramites correspondientes en caso de defunciones normales, caso médico – legales o de indigentes.

* Proporcionar información a familiares sobre el estado de salud del paciente.

* Orientar al familiar sobre los trámites para la donación de sangre.

* Platicar con los familiares para que brinden apoyo en la recuperación del paciente.

* Proporcionar medicamentos a pacientes que más lo necesiten.

* Registrar ingresos y egresos en la hoja diaria.

* Pasar los avisos de casos legales al Ministerio Público.

SERVICIO DE HOSPITALIZACIÓN

En este servicio se realiza la identificación de la problemática social del usuario, así como la verificación de los datos obtenidos en el estudio socioeconómico realizado por el servicio de urgencias y/o de consulta externa, a través de las siguientes actividades.

* Atención al paciente con calidad y calidez.

* Verificar el estado de salud del paciente para tener el control de quién se queda y quién es dado de alta.

* Revisar los ingresos.

* Pasar visita medica.

* Captar pendientes de los pacientes.

* Detectar problemas socioeconómicos.

* Registrar notas de trabajo social y notas de seguimientos en casos especiales.

* Detectar pacientes que sean dados de alta.

* Realizar estudios socioeconómicos cuando sea necesario.

* Gestionar trámites de estudios de laboratorios particulares.

* Registro de actividades diarias en hoja diaria.

* Vigilar que las contrarreferencias sean contestadas oportunamente.

* Gestionar referencias a otra unidad medica.

* Realizar constancias a pacientes hospitalizados cuando se requiera.

SERVICIO DE CONSULTA EXTERNA

En este servicio se realiza la identificación de la problemática social del usuario, cuando acude a solicitar una consulta a alguna especialidad, a través de las siguientes actividades

* Participar en las pláticas de los programas prioritarios de salud en la sala de espera.

* Promover oportunidades perdidas a familiares y pacientes que acudan a la unidad.

* Elaborar constancias de asistencia a pacientes que lo soliciten.

* Elaboración de exentos de programas, acuerdos o eventos a pacientes.

* Realizar la valoración socioeconómica a pacientes con problemas de pago del servicio.

* Elaboración de estudios socioeconómicos a pacientes de primera vez, que el medico solicita abrir expediente.

* Atención a pacientes referidos a los centros de salud.

* Registro de referencia y contrarreferencia de pacientes.

* Registro en la hoja diaria de actividades.

* Coordinación con grupos de apoyo de lactancia materna, diabéticos e hipertensos.

* Entregar informes de trabajo social.

SERVICIO DEL CLUB DE DIABETICOS E HIPERTENSOS:

Este grupo de apoyo debe existir en todo hospital porque como su nombre lo dice apoya al paciente en todo los sentidos: económico, orientador, consultivo y humanitario, esto se realiza mediante las siguientes actividades

* Detección por medio del cuestionario de pacientes diabéticos e hipertensos.

* Apoyar al club de diabéticos en su organización.

* Programar actividades y pláticas de interés y apoyo para el club.

* Realizar mensualmente la toma de glucosa y presión arterial para control de pacientes en tratamiento.

* Realizar la información de las actividades mensualmente.

* Atender casos individualizados entre los integrantes del club.

* Verificar que realicen su rutina física.

* Gestionar consultas en caso necesario al servicio de medicina interna.

* Registrar las actividades en la hoja diaria.

* Realizar exentos de laboratorio y consulta de especialidad.

SERVICIO DEL CLUB DE LACTANCIA MATERNA

Gracias a este grupo de apoyo el hospital general de Chilapa logró calificar como hospital amigo del niño y de la madre porque su objetivo es que las madres tomen conciencia de erradicar los biberones y que sus bebes deben ser alimentados exclusivamente con el seno materno, lo lleva a cabo por medio de las siguientes actividades.

* Detección por medio de la solicitud de consulta de ginecología y obstetricia.

* Apoyar al club de lactancia materna en su organización.

* Programar actividades y pláticas de interés y apoyo para el club.

* Realizar la información mensualmente.

* Atender casos individualizados entre los integrantes del club.

* Verificar que las integrantes del club lleven un buen control prenatal.

* Registrar las actividades en la hoja diaria.

* Registrar exentos de laboratorio y ultrasonido.

SERVCIO DEL MODULO DE ATENCIÓN AL ADOLESCENTE

Este modulo funciona en un 50% debido a que no se cuenta con un espacio adecuado y con el personal exclusivo para ello, aun así es atendido por el medico general que al mismo tiempo atiende el programa de planificación familiar y urgencias. En el se realizan las siguientes actividades.

* Registrar actividades en la hoja diaria.

* Realizar estudios socioeconómicos.

* Fomentar las pláticas de lactancia materna y nutrición a embarazadas adolescentes.

* Captar oportunidades perdidas.

* Pasar visita a hospitalización para dar pláticas a los adolescentes.

* Gestionar la canalización a otras instituciones para un mejor manejo y apoyo a los adolescentes.

* Brindar atención individualizada a los adolescentes. 

LOGROS

* Gracias al conocimiento y seguimiento del manual de procedimientos, se logró definir las funciones del trabajador social en sus diferentes áreas de trabajo en el Hospital General de Chilapa de Álvarez.

* Se logró que el trabajador social tomara conciencia de que él, es el facilitador entre las instituciones y las necesidades que la población demanda para que exista una estrecha vinculación.

* En el Hospital General de Chilapa, se está trabajando con el estudio socioeconómico reestructurado, gracias a la inquietud de unificar criterios a nivel estado.

* En el programa de referencia y contrarreferencia de pacientes, se logró aumentar el registro de atención.